Eurasia

Hispanatolia utiliza cookies propias y de terceros para funcionar correctamente y recopilar estadísticas sobre el tráfico de usuarios, así como para mostrarte contenidos y publicidad personalizados mediante el análisis de tu navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso en esta web. Puedes obtener más información y aprender a gestionarlas en nuestra Política de Cookies.

X

Publicidad

Internacional

El Consejo Constitucional de Francia anula la ley sobre el genocidio armenio

Senado francia

28-02-2012 - 18:00 CET | Hispanatolia

El máximo órgano judicial francés determinó que la ley que condena con multas y cárcel la negación del genocidio armenio es contraria a la libertad de expresión y los principios fundamentales de la República.

El Consejo Constitucional de Francia rechazó el martes por inconstitucional la controvertida ley francesa aprobada hace un mes por el parlamento galo que estipulaba penas de cárcel y multas de miles de euros para cualquiera que negase o pusiese en duda que los turcos otomanos cometieron un genocidio sistemático contra los armenios de Anatolia durante la I Guerra Mundial.

Los 11 miembros del Consejo Constitucional, que incluyen a ex presidentes de la República como Valerie Giscard d' Estaing o Jacques Chirac, comenzaron a examinar la legalidad del texto a finales del mes pasado después de que más de 140 diputados y senadores franceses de varios partidos sumaran su firma a la apelación presentada contra la ley aprobada el pasado 23 de enero en la cámara alta del parlamento francés -el Senado-, tras las numerosas críticas que la polémica legislación ha recibido dentro y fuera de Francia e incluso por parte de organizaciones como Amnistía Internacional. Al menos 60 firmas de legisladores eran requeridas para poder presentar una apelación ante el Constitucional francés.

En un comunicado hecho el martes para notificar el veredicto, el Consejo Constitucional sentenció que la llamada "ley del genocidio armenio" se oponía al principio fundamental de la libertad de expresión tal y como refleja la carta fundacional de la República. Añade la resolución que si bien es posible imponer ciertos límites legales a la libertad de expresión para proteger la privacidad o el orden público, cualquier ley de este tipo debe ser "necesariamente adaptada y proporcionada" al fin buscado o de lo contrario corre el peligro de sentar un peligroso precedente legal.

Con esta decisión el Consejo Constitucional de Francia -máximo órgano legal de la República- deja invalidada esta controvertida legislación, que el presidente francés Nicolas Sarkozy tenía previsto refrendar a finales de este mes antes del receso parlamentario previsto de cara a las próximas elecciones presidenciales galas, que tendrán lugar entre finales de abril y principios de mayo.

Sarkozy era de hecho uno de sus principales impulsores de esta ley, una medida con la que a juicio de muchos analistas políticos buscaba ganarse los votos de la numerosa comunidad armenia del país -la más importante de Europa, con más de medio millón de miembros- y ver reducida así la desventaja que presenta en los sondeos de cara a las presidenciales frente a su rival, el socialista François Hollande.

La ley sobre el genocidio preveía penas de hasta un año de prisión y multas que podrían alcanzar a los 45.000 euros a cualquiera que negase, cuestionase o minimizase "abiertamente" la existencia de un genocidio deliberado contra los armenios durante los años finales del Imperio Otomano, en plena I Guerra Mundial, equiparándolo al Holocausto. Tales condenas se aplicarían incluso a académicos e historiadores que investigasen o debatiesen sobre el genocidio.

La propia comisión constitucional del Senado ya había manifestado el pasado 19 de enero en una resolución aprobada por 23 votos a favor y sólo 9 en contra que la propuesta era contraria a la constitución francesa y ni siquiera debería votarse. Sus argumentos sin embargo no fueron tenidos en cuenta por los senadores presentes durante la votación del 23 de enero, a la que acudieron poco más de la mitad del total (apenas medio centenar de los 577 miembros de la Asamblea Nacional participaron en la primera votación de la ley). Varios medios franceses afirmaron entonces que los dos principales partidos con representación en el Senado -el gobernante UMP y el opositor Partido Socialista (PS)- habían dado instrucciones explícitas a sus legisladores para que se abstuviesen de acudir a la votación si no iban a votar a favor de la ley.

Poco después de conocerse la decisión del Constitucional, el ministro de exteriores turco Ahmet Davutoğlu informó que habría una reunión extraordinaria del gobierno en Ankara para estudiar si se restablecen los lazos económicos, políticos y militares que Ankara decidió suspender tras la aprobación de la ley en el Senado a finales de enero.

Opina:

  • AVISO
    No se admiten comentarios xenófobos, ofensivos, calumniantes, o que inciten a la violencia. El usuario debe respetar las leyes y las normas de uso de la web.
  • Imagen de seguridad Cargar otra diferente

* Campos obligatorios

1 Comentarios

  • Jaime el Martes, 28 de Febrero de 2012 a las 18:47:53

    Me alegro un montón, es lo que tenía que haber pasado desde el principio. Estaba claro que era una ley de Sarkozy para las elecciones y que iba en contra de la libertad de expresión (no hace falta que un tribunal lo diga)

    Denunciar

Mostrando del 1 al 1 de 1 registros.

Conforme con W3C: XHTML 1.0 y CSS 2.1

Diseño web: Redplanet