Eurasia

Hispanatolia utiliza cookies propias y de terceros para funcionar correctamente y recopilar estadísticas sobre el tráfico de usuarios, así como para mostrarte contenidos y publicidad personalizados mediante el análisis de tu navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso en esta web. Puedes obtener más información y aprender a gestionarlas en nuestra Política de Cookies.

X

Publicidad

Eurasia

Alta tensión en Egipto: el gobierno estudia ilegalizar a los Hermanos Musulmanes

Mezquita cairo protestas

17-08-2013 - 17:30 CET | Hispanatolia (Actualizado)

Unas mil personas que buscaron refugio en la mezquita Fatih de El Cairo permanecían atrapadas el sábado en su interior después de las protestas del viernes, que dejaron 173 muertos.

El primer ministro egipcio Hazem el-Beblawi afirmó que el gobierno estaría estudiando la ilegalización de los Hermanos Musulmanes después de que la jornada del viernes dejara, según cifras oficiales del Ministerio de Salud de Egipto, al menos 173 muertos en enfrentamientos entre las fuerzas de seguridad y partidarios del presidente depuesto Mohamed Morsi.

Beblawi habría formulado ya la propuesta al ministro de asuntos sociales, responsable de gestionar la autorización para las organizaciones civiles del país. El sábado el Ministerio del Interior confirmó el arresto de más de un millar de “elementos” de los Hermanos Musulmanes a los que se acusaría de cometer “actos terroristas” durante las manifestaciones de los últimos días. Las autoridades egipcias se estarían refiriendo ya a los miembros del movimiento islamista como “terroristas” en sus últimos comunicados, culpándoles de la violencia y acusándoles de exagerar las cifras de muertos.

Por otro lado uno de los hijos del líder de los Hermanos Musulmanes Mohamed Badie, Ammar Badie, fallecía el viernes en la Plaza Ramsés del Cairo a consecuencia de un disparo durante las protestas por el denominado como “Día de la Rabia” contra el gobierno interino designado por los militares. La muerte de Ammar, de 38 años, fue confirmada por el Partido de la Justicia y la Libertad (PJL), la rama política de los Hermanos Musulmanes.

Los Hermanos Musulmanes fueron fundados en 1928 y fueron disueltos en 1954 por la cúpula militar egipcia que gobernaba entonces el país. Tras establecer en 2011 el PJL después de su legalización a raíz de la caída del régimen de Hosni Mubarak –quien persiguió y encarceló a sus miembros y líderes durante los 30 años que estuvo en el poder- los Hermanos Musulmanes se registraron el pasado marzo como una organización no gubernamental en un intento de evitar su ilegalización en los tribunales.

En una conferencia de prensa ofrecida en inglés y árabe a primera hora de la tarde por un consejero y portavoz del gobierno egipcio, éste afirmó que ninguno de las personas que habían participado en las manifestaciones contra el gobierno era pacífica e insistió en que se habían cometido numerosos actos de violencia y "terrorismo", incluyendo la quema de medio centenar de iglesias, al tiempo que acusó reiteradamente a la prensa y los medios de comunicación extranjeros de no informar de estos actos y de ofrecer una visión "parcial" de los sucesos de los últimos días en Egipto.

La conferencia de prensa fue retransmitida por la televisión estatal con el testo "Egitpo combate el terrorismo" impreso en enormes letras rojas y negras. El portavoz aseguró además que el pueblo egipcio respaldaba mayoritariamente al gobierno y que "nunca ha estado más unido que nunca".

Mil personas atrapadas en la Mezquita Fatih

Unas mil personas permanecían atrapadas aún el sábado en el interior de la Mezquita Fatih de la Plaza Ramsés de el Cairo, rodeadas por numerosos efectivos de seguridad y detractores de Morsi. Entre las personas atrapadas dentro del templo había numerosos periodistas, incluyendo el reportero de la televisión pública turca TRT, Metin Turan, y una periodista de la agencia de noticias turca Anatolia, Heba Zakaria. La multitud se refugió en el interior de la mezquita huyendo de la represión de las protestas por parte de las fuerzas de seguridad egipcias, que habrían cerrado las dos únicas salidas del edificio y cortado la electricidad.

Durante la mañana el momento de mayor tensión se vivió cuando las fuerzas de seguridad egipcias abrieran fuego contra la mezquita, después de que alguien supuestamente disparara desde uno de sus minaretes; este último extremo sin embargo fue negado por las personas que se encontraban en su interior, que dijeron temer por su vida y dieron testimonios de personas que habían sido golpeadas y arrestadas tanto por la policía como por los detractores de Morsi –que parecen estar actuando en connivencia con las fuerzas de seguridad- cuando quisieron abandonar el templo.

El Ministerio de Asuntos Exteriores de Turquía emitió el sábado un comunicado expresando su preocupación por los sucesos que se estaban desarrollando en torno a la mezquita Fatih de El Cairo, y considerando responsables a las autoridades egipcias de garantizar la seguridad de quienes se encontraban en su interior.

“Respetar los lugares sagrados, la vida y la dignidad humanas, son algunos de los valores humanos, religiosos y culturales más fundamentales, y esperamos que las autoridades egipcias eviten cualquier acción que no cumpla con estos valores”, decía el comunicado ministerial.

El propio ministro de exteriores turco Ahmet Davutoğlu mantuvo el sábado una conversación telefónica con el presidente de la Organización de la Conferencia Islámica, el también turco Ekmeleddin İhsanoğlu, en medio de intensos contactos diplomáticos para poner fin al asedio a la mezquita.

Las últimas informaciones apuntaban a que la policía había entrado en la mezquita Fatih y la había desalojado en gran parte, si bien un gran número de personas permanecería en su interior por temor a represalias o a ser linchados por la multitud de detractores de Morsi concentrada en el exterior. Numerosas manifestaciones y protestas contra el gobierno interino habían sido sin embargo convocadas para la tarde del sábado en El Cairo y otras ciudades. El canal de televisión Al-Jazeera informó además de que una explosión había destruido por completo el consulado de Egipto en la ciudad libia de Bengasi.

Más sobre: - Oriente MedioEgipto

Opina:

  • AVISO
    No se admiten comentarios xenófobos, ofensivos, calumniantes, o que inciten a la violencia. El usuario debe respetar las leyes y las normas de uso de la web.
  • Imagen de seguridad Cargar otra diferente

* Campos obligatorios

0 Comentarios

No existen comentarios a esta entrada ...¡Sé el primero/a en participar!

Conforme con W3C: XHTML 1.0 y CSS 2.1

Diseño web: Redplanet