Eurasia

Hispanatolia utiliza cookies propias y de terceros para funcionar correctamente y recopilar estadísticas sobre el tráfico de usuarios, así como para mostrarte contenidos y publicidad personalizados mediante el análisis de tu navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso en esta web. Puedes obtener más información y aprender a gestionarlas en nuestra Política de Cookies.

X

Publicidad

Sociedad

Arabia Saudí veta al ‘’imam rockero’’ turco

Imam rockero turco

06-01-2015 - 00:00 CET | Hispanatolia

Las autoridades saudíes han denegado el visado a Ahmet Muhsin Tüzer, conocido dentro y fuera de Turquía por combinar de forma original la música rock con la fe, y que tenía previsto ofrecer un concierto en Yeda.

Un imam turco que ha formado su propia banda de rock para difundir el mensaje del Islam a través de la música, ha recibido con sorpresa la noticia de que las autoridades saudíes han vetado su entrada para dar un concierto en ese país.

“He dado en dos ocasiones conciertos en los Estados Unidos, un país no musulmán. El hecho de que un país islámico como Arabia Saudí rechace mi solicitud de visado es algo que invita a la reflexión”, declaró el lunes a la prensa turca Ahmet Muhsin Tüzer, más conocido como el “imam rockero” por compaginar su profesión como imam en Turquía con la actividad musical.

Antes de que su solicitud de visado fuese rechazada por Arabia Saudí, Tüzer, de 43 años y que vive en la provincia mediterránea de Antalya, tenía programado un concierto para el próximo 18 de febrero en la ciudad saudí de Yeda organizado por Catherine Christer Roberta Hennix, una profesora sueca de matemáticas convertida al Islam que también se encargó de gestionar sus conciertos en Estados Unidos. “Resulta doloroso ver un concierto de un artista musulmán impedido en un país musulmán, pero no puedo hacer más que respetar esta decisión”, añadió Tüzer, que no ha recibido ninguna explicación oficial por denegársele el visado.

La particular filosofía de este imam turco de combinar fe y música le ha traído de hecho muchos elogios y seguidores, pero también no pocos problemas desde que el año pasado sacara su primer disco con su banda FiRock; su primer single, “Mevlaya gel” (“Ven a Dios”), ha recibido decenas de miles de visitas en Youtube hasta la fecha pero también desató en su día un profundo debate en muchos ámbitos religiosos sobre si un imam podría realizar una actividad como cantante de música rock, una figura quizás muy común entre algunos predicadores protestantes de Estados Unidos pero nada usual en un país de Oriente Medio.

Fue quizás este debate el que llevó a la Diyanet –la autoridad religiosa de Turquía, que gestiona a cargo del Estado más de 80.000 mezquitas en el país- a abrir una investigación contra Tüzer el pasado año, alegando que como empleado de este organismo –no hay que olvidar que Tüzer recibe su salario del Estado turco- debería de haber solicitado permiso para sus actividades públicas.

La investigación, que debía determinar si tanto la actividad musical como comercial de este imam era acorde con los principios islámicos, concluyó con una simple advertencia que el propio Tüzer alabó por mostrar la “tolerancia” de la institución religiosa turca. En este tiempo este imam, activo en las redes sociales como Twitter o Facebook y que califica su música como “un encuentro del alma con Dios”, ha ofrecido ya varios conciertos dentro y fuera de Turquía, aunque en ocasiones se ha tenido que enfrentar a la intolerancia incluso en su propio país, donde ha llegado a recibir incluso amenazas de los sectores más conservadores en algunas provincias del sureste de Anatolia como Mardin.

Pese a todo, esta no es la primera vez que Tüzer siembra controversia en su vida: ya lo hizo en 1999, cuando llamó la atención de los medios de su país por convertirse en el primer imam de la Diyanet en casarse con una mujer no musulmana. Su esposa, Oana Mara, era una cristiana nacida en Rumanía, y aunque hoy día afirma que todo ha mejorado reconoce que tampoco le fue fácil convencer a su familia rumana, que pensó que tendría que convertirse al Islam para casarse; finalmente sí lo haría, aunque tres años más tarde y por propia convicción, si bien como muchas mujeres musulmanas en Turquía Mara ha optado por no cubrirse el pelo con el tradicional hiyab.

Salvando estos pequeños obstáculos, la mezcla de rock y oración de Tüzer le ha dado gran notoriedad a este imam, hijo y nieto a su vez de imames y que decidió asumir esta responsabilidad religiosa a la temprana edad de 19 años. “La imagen del Islam en el mundo está sufriendo. Necesitamos recordar que uno de los principales dogmas del Islam es la tolerancia, es aceptar a todo ser humano tal como él o ella es”, recordaba Tüzer en una entrevista concedida hace un año a Al-Jazeera.

Opina:

  • AVISO
    No se admiten comentarios xenófobos, ofensivos, calumniantes, o que inciten a la violencia. El usuario debe respetar las leyes y las normas de uso de la web.
  • Imagen de seguridad Cargar otra diferente

* Campos obligatorios

0 Comentarios

No existen comentarios a esta entrada ...¡Sé el primero/a en participar!

Conforme con W3C: XHTML 1.0 y CSS 2.1

Diseño web: Redplanet