Eurasia

Hispanatolia utiliza cookies propias y de terceros para funcionar correctamente y recopilar estadísticas sobre el tráfico de usuarios, así como para mostrarte contenidos y publicidad personalizados mediante el análisis de tu navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso en esta web. Puedes obtener más información y aprender a gestionarlas en nuestra Política de Cookies.

X

Publicidad

Gastronomía

El queso sin empaquetar dejará de poder venderse en Turquía a partir de 2016

Queso blanco turquia

04-10-2015 - 16:00 CET | Hispanatolia

Turquía es uno de los países donde más queso se consume por habitante al año de todo el mundo, sólo superada por franceses, griegos y alemanes.

Una nueva regulación aprobada por el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Alimentación de Turquía establece que a partir del 1 de enero de 2016 quedará prohibida la venta al público de queso sin empaquetar, una imagen habitual en los mercados y plazas de todo el país.

La normativa, elaborada en colaboración con representantes del sector, universidades y ONGs, establece que a partir del próximo año en los mercados y puntos de venta de Turquía sólo podrán venderse quesos y productos derivados previamente empaquetados y en condiciones higiénicas, de acuerdo a unos estándares de salubridad marcados por el Código de Alimentación Turco. De esta forma, quesos y otros derivados lácteos deberán venir en un empaquetado que garantice su preservación, y en el que figuren su fecha de producción así como de caducidad.

“Vemos esta nueva medida como un paso histórico para el mantenimiento de la seguridad alimentaria, la higiene y la lucha contra la economía sumergida. Y esperamos que tales medidas sean aplicadas también a las legumbres, las verduras y las frutas frescas en el futuro”, declaraba hace unos días a los medios el presidente de la Asociación de Fabricantes Turcos de Embalajes (ASD), Sadettin Korkut.

Las nuevas normativas establecidas por el ministerio fijan también unos límites al contenido de sal en el queso blanco y prohíben el empleo de aditivos aromáticos que alteren o simulen el olor natural del queso; también prohíben que se etiqueten los quesos con nombres tales como “queso tradicional” o “queso de pueblo” que pueden resultar confusos o engañosos para los consumidores. Además se limitará y controlará su venta fuera de establecimientos y recintos autorizados, tales como tiendas o mercados.

El queso es un producto muy consumido en Turquía, tanto en el desayuno como acompañante de platos o como aperitivo. Según datos del Consejo Nacional de la Leche (Ulusal Süt Konseyi, en turco) en Turquía se consumieron en 2013 16,5 kilos de queso por persona, una cifra muy superior a la media mundial y sólo superada por los europeos, que de media ingieren 17,01 kilos de queso al año destacando especialmente franceses, griegos y alemanes como los mayores consumidores de queso del mundo.

Más sobre: medicina y salud

Opina:

  • AVISO
    No se admiten comentarios xenófobos, ofensivos, calumniantes, o que inciten a la violencia. El usuario debe respetar las leyes y las normas de uso de la web.
  • Imagen de seguridad Cargar otra diferente

* Campos obligatorios

0 Comentarios

No existen comentarios a esta entrada ...¡Sé el primero/a en participar!

Conforme con W3C: XHTML 1.0 y CSS 2.1

Diseño web: Redplanet