Eurasia

Hispanatolia utiliza cookies propias y de terceros para funcionar correctamente y recopilar estadísticas sobre el tráfico de usuarios, así como para mostrarte contenidos y publicidad personalizados mediante el análisis de tu navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso en esta web. Puedes obtener más información y aprender a gestionarlas en nuestra Política de Cookies.

X

Publicidad

Sociedad

Se elevan a 11 los fallecidos por consumo de alcohol adulterado en İzmir

Alcohol raki ilegal

03-12-2015 - 18:00 CET | Hispanatolia

Pese a los riesgos de beber alcohol manipulado o de procedencia dudosa, su consumo es muy popular en Turquía a causa de los elevados precios de las bebidas etiquetadas.

El número de víctimas en la provincia de İzmir, en la costa turca del Mar Egeo, por el consumo de alcohol adulterado, se elevó el jueves a once personas después de que tres de los intoxicados que permanecían hospitalizados perdieran la vida en las últimas 24 horas.

Según informaron medios turcos el último fallecido murió el jueves y fue identificado como Hasan Kutlu, de 63 años de edad e ingresado en un centro hospitalario del distrito de Buca el pasado 30 de noviembre; su muerte se produjo un día después de que otras dos personas, identificadas como Gürkan Tapınç y Cemil Şipka, murieran por causas similares en İzmir a causa de intoxicación por consumo de alcohol ilegal.

La policía turca busca ahora varios sospechosos que podrían estar detrás de la red de fabricación y distribución de esta partida de alcohol, que ha dejado ya 11 fallecidos en la tercera provincia más poblada del país después de que un caso similar desatado a mediados de octubre en Estambul haya provocado cerca de 30 muertes entre más de un centenar de afectados, en su mayoría intoxicados por consumir rakı –un popular licor anisado de alta graduación- mezclado con metanol, más barato que el alcohol pero que produce daños en riñones, hígados y ojos, y en los casos más graves la muerte.

Pese a los riesgos de beber alcohol manipulado o de procedencia dudosa, su consumo es muy popular especialmente entre los bebedores con menos recursos, que no pueden permitirse comprar bebidas alcohólicas en los establecimientos habituales por su elevado precio, principalmente por impuestos.

Las botellas de rakı ilegal se venden a precios que rondan las 10 o incluso las 5 liras turcas, entre cinco y diez veces más barato que el precio de una botella debidamente etiquetada, que suele costar entre 50 y 60 liras (entre 15 y 20 euros). “Llevo bebiendo rakı ilegal desde hace cuatro años, y seguiré haciéndolo. Sólo gano 50 liras al día, no puedo comprar una botella de rakı con eso”, declaró a la agencia de noticias Doğan un compañero de piso de una de las víctimas.

Más sobre: İzmir

Opina:

  • AVISO
    No se admiten comentarios xenófobos, ofensivos, calumniantes, o que inciten a la violencia. El usuario debe respetar las leyes y las normas de uso de la web.
  • Imagen de seguridad Cargar otra diferente

* Campos obligatorios

0 Comentarios

No existen comentarios a esta entrada ...¡Sé el primero/a en participar!

Conforme con W3C: XHTML 1.0 y CSS 2.1

Diseño web: Redplanet