Eurasia

Hispanatolia utiliza cookies propias y de terceros para funcionar correctamente y recopilar estadísticas sobre el tráfico de usuarios, así como para mostrarte contenidos y publicidad personalizados mediante el análisis de tu navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso en esta web. Puedes obtener más información y aprender a gestionarlas en nuestra Política de Cookies.

X

Publicidad

Sociedad

Un joven turco lleva tres años viviendo sin teléfono móvil... y se siente feliz

Smartphone telefonia movil

18-11-2017 - 00:00 CET | Hispanatolia

Bahadır Çakal, un joven que trabaja en un café de la ciudad turca de Eskişehir, se prometió a sí mismo no volver a usar un teléfono móvil tras una discusión que tuvo con su exnovia. Pese a la insistencia de sus amigos, afirma ser más feliz que nunca.

En este mundo dominado por la tecnología y los últimos avances en comunicaciones, a estas alturas resulta difícil encontrar o imaginar a alguien sin un teléfono móvil en su vida... Pero no es el caso de Bahadır Çakal, un joven residente en la ciudad turca de Eskişehir –una moderna urbe universitaria al noroeste del país- que asegura que su vida ha cambiado para bien desde que renunció a este aparato hace ahora tres años.

Como no tengo un teléfono móvil, soy capaz de centrarme en la gente que tengo a mi alrededor. Mi familia y mis amigos siempre me están diciendo que compre uno nuevo, pero yo estoy feliz sin él”, afirma Çakal, quien rompió su último celular hace unos tres años tras discutir con su exnovia.

“Después de una discusión con mi novia por un mensaje de texto, rompí mi teléfono y decidí no volver a usar uno. La gente a mi alrededor me pide que compre uno nuevo, especialmente mi madre... Ella se enfada mucho porque no puede contactar conmigo cuando lo desea”, comenta Çakal.

“Yo sin embargo estoy feliz sin teléfono. Mis amigos son adictos a sus smartphones. En cuanto nos sentamos en un café, ellos ponen toda su atención en sus teléfonos en lugar de charlar. Yo intento convencerles para que dejen sus teléfonos cada vez que nos reunimos”, añadió Çakal, que actualmente trabaja en un café en el casco histórico de Eskişehir.

No obstante este joven de 33 años no ha podido renunciar por completo a la tecnología, y continúa conectándose a las redes sociales a través de una tablet o un ordenador para charlar con sus familiares y amigos.

El jefe de Çakal, Selçuk Kızıl, por ahora está contento con el hecho de que no use un teléfono móvil, dado que eso le hace centrarse por completo en el trabajo. “Conozco a Bahadır desde hace 10 años. Es difícil contactar con él cuando llega tarde al trabajo; algunas veces hace que nos preocupemos, pero para ser sinceros, él trabaja así más eficientemente”, comentó el propietario del café donde trabaja Çakal.

Otros empleados se distraen con sus teléfonos, pero no Bahadır. No obstante, sería bueno para él conseguir un teléfono. Resulta muy extraño... Ahora, todo el mundo tiene un teléfono en sus manos todo el tiempo. Algunas veces le pregunto a Bahadır si es difícil vivir sin un móvil. Pero él siempre me dice que se hizo una promesa a sí mismo (de no volver a usarlo), y que nunca la romperá”, relató Kızıl.

Opina:

  • AVISO
    No se admiten comentarios xenófobos, ofensivos, calumniantes, o que inciten a la violencia. El usuario debe respetar las leyes y las normas de uso de la web.
  • Imagen de seguridad Cargar otra diferente

* Campos obligatorios

1 Comentarios

  • Malu Also el Domingo, 19 de Noviembre de 2017 a las 15:24:56

    É interessante ter um telefone Celular. é so não se tornar dependente,. Usar para necessidades, para comununicar-se...Más se Ele é sente Feliz, , Devemos respeita-lo.

    Denunciar

Mostrando del 1 al 1 de 1 registros.

Conforme con W3C: XHTML 1.0 y CSS 2.1

Diseño web: Redplanet