Hispanatolia utiliza cookies propias y de terceros para funcionar correctamente y recopilar estadísticas sobre el tráfico de usuarios, así como para mostrarte contenidos y publicidad personalizados mediante el análisis de tu navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso en esta web. Puedes obtener más información y aprender a gestionarlas en nuestra Política de Cookies.

X

Publicidad

Sociedad

Encuentran en Estambul el cuerpo de un hombre oculto en el interior de un lavavajillas

12-06-2018 - 14:00 CET | Hispanatolia

Efectivos de bomberos que acudieron a una llamada al 112 realizaban un macabro hallazgo en una vivienda del distrito histórico de Fatih. Tres personas han sido detenidas por intentar ocultar el cadáver del fallecido.

La ciudad turca de Estambul amanecía este martes con una macabra noticia tras descubrir la policía a un hombre muerto que había sido ocultado en el interior de un lavavajillas en una vivienda en el céntrico distrito de Fatih, en el casco histórico de Estambul.

Según informó la prensa local efectivos de bomberos llegaron en torno a las 3:00 de la madrugada hora local a la Avenida Kızanlık, alertados por la llamada al 112 de un hombre de nacionalidad tunecina, Muhammed Eymen el Muniri.

Al llegar a la vivienda, situada en el bajo de un bloque de cuatro pisos en el barrio de İskenderpaşa, los bomberos derribaron la puerta al ver que nadie la abría. En el interior del baño de la vivienda hallaron un bloque de cemento, y tras romperlo descubrieron que ocultaba un lavavajillas en cuyo interior se hallaba el cuerpo de un hombre, identificado posteriormente como Rojdi Tuguldi, de 50 años de edad y origen tunecino.

Tras la llegada de unidades de la policía y ambulancias, equipos forenses realizaron una primera inspección al cuerpo antes de ser trasladado al Instituto de Medicina Forense para practicársele una autopsia. Los primeros indicios apuntan a que no hay signos de violencia, por lo que la víctima podría haber fallecido de muerte natural.

El tunecino que avisó inicialmente a los servicios de emergencia contó que el hombre había muerto 20 días atrás, cuando comenzó a sentirse mal mientras consumían drogas en la vivienda.

“Entramos en pánico. Le hicimos un masaje cardíaco pero nos dimos cuenta de que no respiraba. Nos entró miedo y decidimos ocultar el cuerpo. Pusimos el cuerpo en una maleta, y tiempo después pusimos la maleta en el interior del lavavajillas. Excavamos un hueco en el baño, y pusimos allí el lavavajillas y lo tapamos poniendo cemento encima”, confesó Muniri.

Aunque Muniri participó en la ocultación del cadáver, tras hacer posteriormente un viaje a Túnez para ver a su madre, fue ésta la que le convenció de que contara lo ocurrido. “Hijo mío, cómo vas a vivir una vida con esto, ve y cuenta lo que pasó”, le dijo la mujer a su hijo.

Además del propio Muniri, otras dos personas que se encontraban en el interior de la vivienda y que no abrieron la puerta a los bomberos, Sami A. de 53 años y Nejla M. de 30, fueron detenidas e interrogadas en relación con el incidente por la policía, que contó a los periodistas que días atrás habían aparecido avisos en las redes sociales sobre la desaparición de un hombre de nacionalidad tunecina.

Más sobre: túnezestambulcrimen

Opina:

  • Condiciones de uso:
    No se admiten comentarios xenófobos, ofensivos, calumniantes, o que inciten a la violencia. El usuario debe respetar las leyes y las Condiciones de Uso
  • Imagen de seguridad Cargar otra diferente

* Campos obligatorios

0 Comentarios

No existen comentarios a esta entrada ...¡Sé el primero/a en participar!

Conforme con W3C: XHTML 1.0 y CSS 2.1

Diseño web: Runrún Comunicación