Eurasia

Hispanatolia utiliza cookies propias y de terceros para funcionar correctamente y recopilar estadísticas sobre el tráfico de usuarios, así como para mostrarte contenidos y publicidad personalizados mediante el análisis de tu navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso en esta web. Puedes obtener más información y aprender a gestionarlas en nuestra Política de Cookies.

X

Publicidad

Turismo

Kaş, la reina de la costa turquesa

7989WFC20080728 kas b

28-07-2008 - 00:00 CET Francisco Olmos | Hispanatolia

Si le preguntas a un extranjero que viva en Turquía el nombre de su lugar de vacaciones en el país, probablemente su respuesta sea Kaş, un puerto pesquero convertido en un destino turístico ubicado en la bella Costa Turquesa.

Si le preguntas a un extranjero que viva en Turquía el nombre de su lugar de vacaciones en el país, no es de extrañar que la respuesta sea Kaş, el puerto pesquero convertido en un destino turístico entre Fethiye y Antalya en la famosa por su belleza Costa Turquesa.

Este sitio lo tiene todo: magníficas vistas marinas, románticas ruinas licias y un gran número de tiendas y restaurantes. Es el tipo de lugar al que llegarías esperando quedarte un día o dos pero del que finalmente te irás pataleando y con una lista de casas en venta en la mano.

Fueron los licios quienes descubrieron los placeres de Kaş, fundando el pequeño puerto de Antiphellos/Habesos para que la ciudad de Pehllos, cercana al actual pueblo de Çukurbağ en las montañas, tuviese acceso al mar. El puerto creció en importancia durante los años grecorromanos cuando debió adquirir su precioso teatro, sin duda pagado por los beneficios del lucrativo negocio de las esponjas. Pero Antiphellos siempre estuvo en un lugar bastante inaccesible, encajado en las montañas. Este es la razón por la cual no pudo expandirse como Fethiye y Antalya. A principios de siglo XX la mayoría de su población era griega. En el tercer milenio Kaş está creciendo rápidamente. Sin embargo, de momento todavía retiene la sensación de estar viviendo en una pequeña ciudad habitada por un población diversa, no como la cercana Kalkan, que está invadida por los británicos.

Los encantos de Kaş son fáciles de identificar: camina por el paseo marítimo y podrás ver la vida marinera, párate para tomar un café y una tarta en el Café Merhaba; compra antigüedades o productos artesanales en Uzun Çarşı, una encantadora calle adoquinada de casas antiguas con balcones de madera; luego mira en los restaurantes en busca de una mesa libre una vez que el sol se haya puesto. Puede ser sorprendente descubrir que lo que no tiene Kaş son atracciones turísticas específicas que suelen atraer a las masas. En el primer lugar, no tiene grandes playas, y en segundo, tiene pocos monumentos antiguos pese a su larga historia. Su antiguo teatro es un gran lugar para ver la puesta del sol, hundiéndose en el Mediterráneo, pero no lleva mucho tiempo explorarlo, y lo mismo ocurre con las diversas tumbas licias del lugar, incluyendo la imponente Tumba del León que se asoma sobre Uzun Çarşı.

No es que importe mucho porque Kaş es una gran base para explorar los alrededores. Las excursiones más populares son aquellas a Kekova y Kaleköy, seguramente una de las mejores excursiones en barco de toda Turquía. Una flota de barcos con fondos de cristal navegan cada mañana y pasan por los ruinas hundidas de la antigua Simena, que fue destruida por un terremoto en el siglo II. Luego van al asentamiento de Kaleköy, que se parece a la foto de una postal, que está dominado por las ruinas de un castillo construido por los caballeros medievales de San Juan. Subir hasta allí arriba merece la pena para ver la espectacular vista del mar azur.

La otra excursión en barco te lleva más tiempo planearla, se trata de ir a la montañosa isla griega de Kastelorizo (Meis), visible desde el puerto de Kaş. Normalmente tendrás que entregar el pasaporte a la compañía del barco ya sea la tarde antes de ir o justo antes de partir. La Oficina de Aduana de Kastelorizo cierra los fines de semana, así que ésta excursión sólo tiene lugar de lunes a viernes. ¿Qué se puede ver? En primer lugar una fina fila de atractivas casas a la orilla del mar que miran a Kaş; inevitablemente muchas de ellas han sido convertidas en cafés, restaurantes y hoteles. Un par de calles hacia el interior se encuentra una iglesia ortodoxa griega. También tendrás la oportunidad de comprar productos griegos que no hay en Turquía. Todo ello lleva el suficiente tiempo para llenar las dos horas antes de volver a navegar hacia Kaş a media tarde.

No te preocupes si te mareas fácilmente, hay muchas excursiones que no requieren ir en barco. Los amantes del sol, por ejemplo, querrán ir a Patara, a 42 kilómetros al oeste de Kaş, donde se extiende una playa de arena de 20 kilómetros, una de las mejores de Turquía. Si te cansas de tomar el sol puedes explorar las extensas ruinas de la antigua Patara.

Los amantes de la historia puede que quieran tomar un dolmuş al oeste de Kınık para visitar Xanthos, donde se encuentran las ruinas de otra ciudad licia y las del templo de Letoon, uno de los 10 monumentos designados por la UNESCO en Turquía. O también puedes ir al interior para visitar los pueblos de Gumbo y Emil y el precioso Yeti Golf (Lago Verde).

En los últimos años Kaş también se ha hecho un nombre como centro para actividades al aire libre. Aquellos con un espíritu aventurero que no quieran ir en barcos con fondos de cristal puede que quieran remar ellos mismos en kayak sobre las ruinas hundidas de Simena. Incluso si estás muy convencido de ir solo, hay muchas excursiones organizadas en kayak, que también incluyen una visita al asentamiento costero de Üçağız (Tres Bocas). Otra alternativa es descender por la Garganta Saklıkent, un cañón tan profundo que el sol nunca penetra para calentar las heladas aguas del fondo.

Pero Kaş es realmente única cuando el sol se oculta y sus muchos restaurantes empiezan a llenarse con entusiastas comensales. Esta es una de las pocas ciudades fuera de Estambul que logra tener una consistente cocina de clase alta; para comprobarlo, te aconsejamos restaurantes como el Chez Evy o el Bahçe Balık.

Dónde quedarse

Diva Residence Tel.: (+90) (242) 836 4255
Hadrian Hotel Tel.: (+90) (242) 836 2856
Hideaway Hotel Tel.: (+90) (242) 836 1887
Kale Otel Tel.: (+90) (242) 836 4074
Villa Tamara Tel.: (+90) (242) 836 3273

Cómo llegar allí

De momento Kaş no tiene aeropuerto. La mayoría de la gente vuela a Antalya y desde allí coge un autobús que tarda tres horas por la carretera paralela a la costa.

Más sobre: Antalya

Opina:

  • AVISO
    No se admiten comentarios xenófobos, ofensivos, calumniantes, o que inciten a la violencia. El usuario debe respetar las leyes y las normas de uso de la web.
  • Imagen de seguridad Cargar otra diferente

* Campos obligatorios

0 Comentarios

No existen comentarios a esta entrada ...¡Sé el primero/a en participar!

Conforme con W3C: XHTML 1.0 y CSS 2.1

Diseño web: Redplanet