Eurasia

Hispanatolia utiliza cookies propias y de terceros para funcionar correctamente y recopilar estadísticas sobre el tráfico de usuarios, así como para mostrarte contenidos y publicidad personalizados mediante el análisis de tu navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso en esta web. Puedes obtener más información y aprender a gestionarlas en nuestra Política de Cookies.

X

Publicidad

Política

El ex presidente turco pide al mundo musulmán que condene el atentado de París

Abdullah gul

09-01-2015 - 16:30 CET | Hispanatolia

Abdullah Gül se sumó a las condenas por el ataque contra la revista Charlie Hebdo, el mismo día en que se ha sabido que uno de los policías franceses fallecidos era un inmigrante musulmán de origen magrebí.

El ex presidente turco Abdullah Gül –que se mantuvo en el cargo desde 2007 hasta las elecciones presidenciales de agosto de 2014- se sumó a las condenas por el ataque contra la sede de la revista francesa Charlie Hebdo que dejó 12 muertos el miércoles en el centro de París, al tiempo que hizo un llamamiento a todo el mundo musulmán a denunciar el atentado.

“Condeno el brutal ataque terrorista contra la revista Charlie Hebdo en París en los términos más duros posibles. Está claro que este tipo de violencia resulta totalmente inmoral y va en contra de los preceptos fundamentales de cualquier religión, y aún más del Islam”, dijo Gül en un comunicado.

“Los autores de este acto bárbaro no sólo han traicionado y ensuciado los valores y principios islámicos, sino que han ido contra millones de musulmanes europeos que no tienen ningún otro lugar que vivir más que Europa”, agregó el ex mandatario turco, quien además hizo un llamamiento a todos los musulmanes del mundo a denunciar “este ataque inhumano y mostrar su solidaridad con el pueblo de Francia contra el extremismo religioso”.

El jueves salía a la luz en los medios de comunicación que uno de los policías fallecidos en el asalto a la sede de Charlie Hebdo –que aparece en un video difundido en Internet siendo rematado en el suelo por los terroristas- era un inmigrante musulmán de origen norteafricano, identificado como Ahmed Merabet.

Muchos internautas se solidarizaron en redes sociales como Twitter con el hashtag “#JeSuisAhmed” (“Yo Soy Ahmed”), subrayando la paradoja de que hubiera muerto defendiendo de un ataque terrorista una revista que ridiculizaba su religión. La noticia llamó también la atención del secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-Moon, quien en declaraciones a la prensa consideró que el hecho de que uno de los policías muertos en el ataque fuese él mismo un musulmán “es otro recordatorio de que esto no es una guerra de religiones... Es un ataque contra nuestra humanidad común”.

El mismo día que se conocía esta noticia, se producía el cuarto ataque en un mes contra una mezquita en Suecia, sumado a otros ocurridos en los últimos días en Francia. La policía sueca confirmó que un lugar de oración musulmán fue atacado por varios individuos que rompieron las ventanas del edificio en la localidad de Mariestad, al sur del país, arrojando restos de cerdo al interior y pintando insultos y consignas racistas en sus paredes.

Opina:

  • AVISO
    No se admiten comentarios xenófobos, ofensivos, calumniantes, o que inciten a la violencia. El usuario debe respetar las leyes y las normas de uso de la web.
  • Imagen de seguridad Cargar otra diferente

* Campos obligatorios

0 Comentarios

No existen comentarios a esta entrada ...¡Sé el primero/a en participar!

Conforme con W3C: XHTML 1.0 y CSS 2.1

Diseño web: Redplanet