Eurasia

Hispanatolia utiliza cookies propias y de terceros para funcionar correctamente y recopilar estadísticas sobre el tráfico de usuarios, así como para mostrarte contenidos y publicidad personalizados mediante el análisis de tu navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso en esta web. Puedes obtener más información y aprender a gestionarlas en nuestra Política de Cookies.

X

Publicidad

Política

Gobierno y oposición piden calma y respeto al Estado de derecho

Kilicdaroglu yildirim

19-07-2016 - 17:30 CET | Hispanatolia

El primer ministro Binali Yıldırım y el líder opositor Kemal Kılıçdaroğlu pidieron un rápido retorno a la normalidad, y aseguran que se investigarán todos los delitos cometidos en la noche del golpe de Estado.

El primer ministro turco Binali Yıldırım y el líder del principal partido de la oposición –el CHP- Kemal Kılıçdaroğlu realizaron el martes un llamamiento conjunto al retorno a la normalidad tras el fallido golpe de Estado del 15 de julio, una fecha que calificaron como una “fiesta de la democracia”.

“La sociedad (turca) ha pasado por un serio trauma. Necesitamos regresar urgentemente a la normalidad”, dijo Kılıçdaroğlu a los periodistas durante una conferencia de prensa desde el complejo del palacio presidencial de Çankaya en Ankara, tras una reunión en la que el primer ministro le agradeció su apoyo durante el alzamiento militar.

“Doy las gracias al líder del principal partido de la oposición por mostrar prudencia y solidaridad desde el mismo principio (del golpe). Hemos visto una actitud similar en otros partidos. Esto nos ha hecho más fácil librarnos de este despreciable intento (de golpe de Estado) y poder sacar al pueblo a las plazas. Necesitamos ser más cuidadosos tras este punto”, señaló el primer ministro turco.

En este sentido, Yıldırım recalcó que no resulta aceptable en un Estado de derecho buscar la venganza personal, destacando que hubo provocadores y que se tomarían las medidas necesarias contra ellos. “Turquía es un Estado de derecho. Todo será hecho correctamente en el marco de la ley, y los que cometan algún crimen rendirán cuentas ante la justicia… Nadie puede recurrir a la violencia física y buscar venganza. Esto es totalmente inaceptable en un Estado de derecho”, insistió el premier turco.

A este respecto, Yıldırım agregó que se estaban tomando ya las “medidas necesarias” con respecto a algunos videos que circulan por las redes sociales durante el golpe de Estado en las que aparecían personas golpeando a los soldados que se habían rendido. “Necesitamos dar la respuesta necesaria a los provocadores de inmediato. Un delito no puede ser arreglado con otro delito. Las cosas volverán a su cauce manteniéndonos en el marco de la ley. A partir de ahora, se tomarán acciones legales de la manera más dura contra aquellos que actúen ilegalmente”, subrayó.

Por su parte Kılıçdaroğlu también compartió sus preocupaciones con el primer ministro por tales actos. “He dejado especialmente claro que los actos de violencia cometidos únicamente contra reclutas y oficiales menores, que estaban simplemente siguiendo órdenes, no estaban justificados y deben ser investigados”, dijo el líder de la oposición, añadiendo que “Es nuestro deber rebajar la tensión social”.

Posteriormente el primer ministro turco mantuvo una reunión por separado en el mismo lugar con el líder nacionalista Devlet Bahçeli, presidente del MHP. Tras la reunión, que se prolongó por espacio de unos 40 minutos, ambos celebraron igualmente una conferencia de prensa en la que Bahçeli mostró su pleno apoyo al gobierno en los “esfuerzos por eliminar todos los elementos golpistas”.

En declaraciones realizadas el mismo día ante diputados de su partido en la sede del parlamento turco, el líder del MHP volvió a condenar el intento de golpe de Estado subrayando que el gobierno democráticamente electo sólo puede ser cambiado por medio de elecciones democráticas.

“Los defensores del golpe gülenistas (seguidores del clérigo Fethullah Gülen) que reciben órdenes del imam en Pensilvania no son diferentes de los terroristas del Daesh o el PKK”, aseveró Bahçeli.

Mientras varios medios publicaban el martes que los dos pilotos turcos que participaron en el derribo del caza ruso a finales del pasado mes de noviembre que desató una ruptura de las relaciones entre Moscú y Ankara, se encuentran entre los militares que apoyaron a los golpistas y habrían sido ya detenidos, según informaciones citadas por un funcionario turco que habló bajo condición de anonimato. Al ser preguntado por esta cuestión por los periodistas, el ministro de Justicia Bekir Bozdağ se limitó a decir que no tenía confirmación sobre la noticia.

Opina:

  • AVISO
    No se admiten comentarios xenófobos, ofensivos, calumniantes, o que inciten a la violencia. El usuario debe respetar las leyes y las normas de uso de la web.
  • Imagen de seguridad Cargar otra diferente

* Campos obligatorios

0 Comentarios

No existen comentarios a esta entrada ...¡Sé el primero/a en participar!

Conforme con W3C: XHTML 1.0 y CSS 2.1

Diseño web: Redplanet